Matteo Renzi, el joven alcalde izquierdista de Florencia ha puesto en marcha un innovador plan para regular el estacionamiento en las calles que elimina para siempre las máquinas expendedoras. En su lugar, Renzi pintará en el asfalto franjas de cuatro colores diferentes que “simplifican”, en su opinión, la organización de los coches en la ciudad.


Los vecinos de Abetxuko que consiguieron paralizar las obras del tranvía en el barrio hace tres años, obligando a replantear el trazado, se toman con resignación que las administraciones hayan recuperado ahora aquel proyecto, que será el que finalmente se lleve a cabo. «Donde manda capitán no manda marinero», resume la líder vecinal Paquita San…