Correo Los amigos de lo ajeno no desaprovechan una ocasión propicia para agenciarse de todo tipo de enseres, tanto públicos como particulares. En esta ocasión su objetivo parece ser el parque del Norte, un pulmón de 50.000 metros cuadrados sumido en la segunda fase de una completa remodelación. Según denunció ayer el presidente de la asociación de vecinos, Fernando Cuesta, en una entrevista a Punto Radio y Alava 7 TV, los cacos «están robando los bancos nuevos».
Este mobiliario urbano permanece apilado en los jardines desde hace «dos meses» a la espera de que se remate la pavimentación del recinto, apuntó el dirigente vecinal. «Algunos residentes nos han comentado que han visto mucho ajetreo por la noche. Se comenta que se los llevan en furgonetas, nuevos y con su precinto protector de plástico», agregó Cuesta.
Y los trabajos no parece que vayan a acabar en breve. Aún falta por sustituir con una capa de asfalto parte de las baldosas que jalonan la avenida principal y los caminos adyacentes del parque. Será entonces cuando los residentes advierten de que los operarios puedan encontrarse con alguna sorpresa. «A este paso, van a descubrir que les faltan algunos cuando los vayan a colocar».
Los residentes en Zaramaga critican que los bancos «permanezcan a la intemperie sin ningún control ni nada que los cubra». Para Cuesta, el Ayuntamiento «debería estar más pendiente de estas cosas, porque es algo que lo pagamos entre todos. Hay que cuidar más las cosas».
Portal de Villarreal
Estas labores se enmarcan dentro de una actuación más amplia emprendida por el anterior gobierno municipal a finales de 2006 para acondicionar este lugar que oxigena a vecinos de Zaramaga, Coronación y el flanco norte del Casco Viejo.
El resto de intervenciones incluye la renovación del alumbrado, la mejora de la zona destinada a juegos infantiles y la construcción, de acuerdo con la idea original, de otro estanque, además de la mejora del frontón.
Esta última actuación tendrá un coste de 368.431 euros. Sin embargo, aún no se ha adjudicado, aunque el Gabinete Lazcoz ya aprobó hace dos semanas sacar a concurso su contratación.
No es la única mejora necesaria en el barrio. A juicio de la asociación vecinal, el Consistorio debería acometer «de inmediato y de forma urgente» la reforma integral de la calle Portal de Villarreal. «Los comerciantes se quejan de que los negocios no florecen tanto como en otras zonas del barrio porque carece de atractivo. La iluminación es deficiente, y las aceras están mermadas. La sensación de abandono es total», denuncia Cuesta.

LOS DATOS

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude